Cáncer de Piel ¿Me debo preocupar por mis lunares?

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 
 
 
Por: Dra. Jesse Snowflake Schwartzberg


Existen muchos tipos de lunares: lunares planos, lunares gordos y lunares rojos por dar algunos ejemplos pero lo que es cierto es que prácticamente todos los seres humanos los tenemos en menor o mayor grado.

La mayoría de los lunares que nos van a salir en la vida nos salen desde el nacimiento hasta los 40 años de edad y van creciendo paulatinamente. Prácticamente todos los lunares se comportan de forma benigna durante lo largo de la vida pero hay lunares que se pueden convertir en cáncer, el más temido de todos, el melanoma.

El melanoma es una enfermedad de la piel por la cual se forman células malignas (cancerosas) en las células de la piel llamadas melanocitos (células que dan color a la piel). Por lo tanto, un melanoma puede aparecer en la forma de un lunar nuevo (la mayoría de los casos) o un lunar que ya teníamos. El melanoma figura dentro de los 10 cánceres malignos más frecuentes de México, es un cáncer de piel muy agresivo, de crecimiento rápido y desafortunadamente causa la muerte en los casos no diagnosticados en forma temprana. Es por esto que es tan importante saber del melanoma, cuales son sus factores de riesgo, como saber si uno lo tiene y claro, como prevenirlo.

A continuación se le proporciona información que puede salvarle la vida.

¿Cuales son los factores de riesgo del melanoma?
Existen varios factores que aumentan las probabilidades de desarrollar un melanoma y van a determinar que una persona se encuentre dentro o fuera de la población de riesgo.

Estos factores son comúnmente conocidos como factores de riesgo y los más importantes en el desarrollo del melanoma se describen a continuación:
  1. Exposición al sol durante la vida. Especialmente si tuvo quemaduras solares con ampollas en la juventud, También cuentan las camas de bronceado
  2. Piel, cabello y ojos claros - Aumenta el riesgo de melanoma aunque la piel morena no esta excenta
  3. Presencia de un gran numero de lunares - especialmente si son lunares atípicos (ver autoexploración con el ABCD del melanoma)
  4. Antecedentes familiares de melanoma
  5. Antecedentes personales de melanoma
¿Cuándo debe empezar a preocuparse?
Cuando observe algún cambio en un lunar o la aparición de un lunar nuevo con crecimiento rápido. Usted se preguntará: ¿pero cómo se cuando cambio mi lunar? Existen pasos muy sencillos para la autoexploración de los lunares que le pueden ayudar. Simplemente debe seguir los siguientes pasos del ABCD:

A simetría
Significa que al partir el lunar en cuatro las partes se ven iguales (simétricas) o desiguales (asimétricas). Un lunar benigno debe ser simétrico. Un melanoma se ve asimétrico.

Bordes
Un lunar benigno debe tener bordes bien definidos (bien remarcados). Un melanoma tiene limites poco definidos y bordes irregulares (como si se le estuviera tirando la tinta) o parecen tener cortes o perforaciones.

Color
Un lunar benigno generalmente solo tiene el color café claro o ligeramente oscuro. Un melanoma tiende a oscurecerse mucho y puede tener muchos colores como son gris, blanco, azul, y rojo.

Diámetro
Los melanomas generalmente son mayores a 6mm (más grande que la goma de un lápiz). Algunos lunares pueden ser la excepción como los lunares grandes de nacimiento.

Otros signos que deben alertarnos de un lunar es que sea un lunar de rápido crecimiento, que de mucha comezón, que sangre, se ulcere o supure.

Cuando exista una duda nunca la deje pasar o la posponga, debe consultar con un Dermatólogo ya que el diagnóstico temprano de un lunar maligno o melanoma puede salvarle la vida!

¿Se puede prevenir el melanoma?
No todos los melanomas se pueden prevenir, pero existen maneras de reducir el riesgo de padecer de melanoma. La forma mas importante de reducir el riesgo de melanoma es protegerse de la radiación ultravioleta natural (sol) y artificial (las camas de bronceado)

1.- Proteger su piel con la ropa
-Las camisas de manga larga, pantalones, faldas largas son los que proveen más protección. Los colores oscuros dan más protección que los claros, las telas con un tejido mas estrecho ofrecen mejor protección que las de tejido mas suelto. Asimismo la tela seca da más protección que la tela mojada. Tenga en cuenta que la ropa no protege de todos los tipos de Radiación Ultravioleta, de hecho una camisa de color claro solo da un FPS (factor de protección solar) de 15. Existe ropa de marcas especiales para este fin con FPS mayores que pueden dar protección hasta con un FPS de 50.

2.-Usar sombrero
-Un sombrero que tenga un ala de por lo menos 2 a 3 pulgadas es ideal ya que protege toda la cara, cuello y orejas. La tela al igual que la ropa debe ser estrecha. Este tipo de sombrero se compra en tiendas de artículos deportivos. Tome en cuenta que un sombrero de beisbol solo cubre una parte de la cara y no protege el cuello ni las orejas.

3.- Usar bloqueador solar
Use una crema o loción con protector solar mínimo con FPS del 15 e idealmente de 30. El filtro solar de preferencia debe usarse todos los días y en lugares de gran exposición solar como en la playa, con mayor razón. Se debe aplicar de 15 a 30 minutos antes de la exposición solar, en el caso de estar muy expuesto al sol debe reaplicarse cada 3-4 horas y antes en caso de mucha sudoración o al salir del agua. No debemos de olvidarnos de los labios, también hay labiales con filtro solar. La cama de bronceado cuenta igual que el sol por lo que no es aconsejable su uso. Si le gusta verse bronceado puede recurrir al maquillaje o usar una loción de bronceado sin sol.

4.- Use lentes de sol
Los ojos también pueden padecer de melanoma por lo que es importante usar lentes de sol con protección UVA y UVB con absorción de 400nm lo que confiere el 99% de protección, si la etiqueta no dice esto, no asuma que le proveen protección.

5.- Busque la sombra
Esto es particularmente importante entre las 10am y las 4pm cuando la luz es más intensa. No olvide que la Luz UV atraviesa las nubes y el agua. Además, el agua, el concreto, la arena y la nieve pueden rebotarla.

NO NOS OLVIDEMOS DE LOS NIÑOS
La exposición solar más importante de la vida es entre los 0 y 20 años de edad por lo que tenemos la responsabilidad de proteger a nuestras futuras generaciones del cáncer.

Recuerde que el melanoma puede aparecer aun en las personas más jóvenes. Antes de los 6 meses de edad use medidas físicas de protección (ropa, sombrero etc) y después de los 6 meses póngale bloqueador solar!!

BIBLIOGRAFIA
  1. Arenas R. Melanoma Maligno .Atlas Dermatología Diagnóstico y tratamiento, 3a ed.México DF: McGraw Hill, 2004: 600-604
  2. Lea CS, Spitz MR. Malignant Melanoma Update. The Cancer Bulletin 1992;44(2): 146-50
  3. MacKie RM. Risk factors diagnosis, and detection of melanoma. Curr Op Oncol 1991;3: 360-63
  4. Malvehy J, Puig S, Martí R, et al. Melanoma maligno cutáneo (I): epidemiología patogenia y diagnóstico. Med Cután Iber Lat Am 1998;25: 283-99.
  5. Peniche J. Tumores de la piel. En Saúl A. Lecciones de dermatolgía, 13ª ed. México DF: Méndez Cervantes, 2001: 611-88
  6. Pfizer.es/salud ¿me debo preocupar pore se lunar? Publicación 01/06/2007
  7. Piepkorn MW. Genetic basis of susceptibility to melanoma. J Am Acad Dermatol 1994;31: 1022-39.
  8. Registro Histopatológico de Neoplasias Malignas en México: resultados 1993, 2aed. México: Dirección general de Epidemiología, Secretaria de Salud, 1995.

Sitio Administrado y Desarrollado por Universo Médico --- Todos los Derechos Reservados 2001-2015
Contacto oficinas en México